El Plan de Empleo de Aranguren consigue trabajo para 35 vecinos en paro

UN TOTAL DE 102 EMPADRONADOS EN SITUACIÓN DE DESEMPLEO RECIBIERON FORMACIÓN EN 2010

Este año el Ayuntamiento quiere ampliar el plan ayudando a la creación de pequeñas empresas que surjan en el valle

Treinta y cinco vecinos del Valle de Aranguren que estaban parados fueron contratados en 2010 gracias al Plan de Empleo impulsado por el Ayuntamiento. Un plan municipal de incentivo territorial, económico y social que ha permitido a su vez que 102 empadronados en situación de desempleo se formaran para su reinserción laboral en 6 talleres impartidos por empresas radicadas en el valle. El alcalde, Manolo Romero (Candidatura Popular del Valle de Aranguren), valoró la experiencia como «muy positiva» y anunció que este año quieren ampliarlo «apoyando la creación de pequeñas empresas que puedan surgir en el valle. Le hemos dado el visto bueno político y ahora tenemos que buscar las fórmulas de ayuda y estudiar cómo las controlamos».

Al respecto, Romero señaló que se podría crear «algún tipo de empresa vinculada a la limpieza, al mantenimiento de la jardinería, de los ríos… Hay trabajos que nosotros adjudicamos a empresas ajenas al municipio y pueden surgir iniciativas con personal cualificado del valle». Asimismo, expuso que el Ayuntamiento está intentando captar empresas para que se instalen en zonas industriales de propiedad municipal donde no se ha implantado ninguna firma, como por ejemplo en el sector Morea o la Ciudad de Osasuna, y «puedan facilitar la contratación de vecinos» tras suscribir un convenio.

En 2010 se hicieron dos convocatorias del plan, que contaba con una partida de 600.000 euros, que se repite en las cuentas de este año, si bien se gastaron 242.047,40 euros. Por un lado, subvenciona a las empresas que contratan a vecinos desempleados y, por otro, a empresas, asociaciones u organizaciones que desarrollan programas formativos orientados a la inserción laboral, así como a las personas que participan en ellos. En total, colaboraron 42 negocios, 24 creando puestos y 18 enseñando.

Amelia Bea, educadora social que gestiona el servicio, indicó que «había bastante demanda e interés por hacer los cursos y, en general, los usuarios estaban contentos, porque les ha permitido hacer prácticas en empresas del sector». En cuanto a los contratos, se realizaron 10 indefinidos, 2 de doce meses, 21 de seis meses y 2 de formación o prácticas. Desde el Servicio Social de Base, que tramita este proyecto, indicaron que 5 de los contratos se transformaron a indefinidos. Además, 102 personas aprendieron nociones de limpieza, de dependiente, jardinería, atención a personas dependientes, albañilería o de ayudante de cocina, si bien nueve hicieron dos cursos. Finalmente, Romero dijo que «de lo que más satisfechos estamos es de que no hay ninguna situación precaria en el valle».

Fuente: www.noticiasdenavarra.com

VER MÁS
Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados:

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios